Las grasas, nuestras aliadas.

olive-oil-968657_1920

Una creencia errónea y antiquísima, era esa que decía que para adelgazar y para mantener un estado óptimo de salud, debíamos evitar el consumo de grasas. En la actualidad, hay evidencias científicas; de que no sólo hay que consumirlas, sino que el déficit de algunos ácidos grasos en el organismo puede provocar enfermedades.

Las grasas se componen de ácidos grasos, los cuáles pueden ser saturados o instaurados. Los saturados son abundantes en productos de origen animal. Su consumo excesivo puede tener efectos negativos en el sistema cardiovascular y aumentar la tasa de colesterol.

coconut-1123738_1920Es importante remarcar que, dentro de las grasas saturadas, no todas son perjudiciales; ya que el aceite de coco está compuesto por ácidos grasos de cadena media, los cuales tiene propiedades antimicrobianas, antivirales y antifúngicas y no tienen efectos negativos sobre el colesterol. Por lo tanto, su consumo está recomendado.

Sus ácidos grasos mayoritarios son laúrico, mirístico, palmítico…

Ver la entrada original 677 palabras más

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s